Carregant el Bloc...

divendres, 13 de gener de 2012

MM 58 Bienvenido Míster Marshall



Con la estupenda voz de la entonces jovencísima y desconocida Lolita Sevilla entonando con garbo una melodía propia de la copla española, Berlanga rueda un pasacalle, mitad procesión rogativa mitad manifestación popular, exhibiendo sin pudor ilusiones, necesidades perentorias, deseos imposibles y anhelos materiales, caricaturizando finamente a una sociedad entera, gobernantes y gobernados, en su obra maestra del año 1953 Bienvenido Míster Marshall, en el que no tan sólo el estupendo guión elaborado por Berlanga, Bardem y el olvidado Mihura contiene vitriolo a espuertas: también las letras de las canciones de Ochaita y Valerio.

Un momento musical imperdible, las famosas Coplillas de las divisas, conocidas popularmente como Los Americanos:








21 comentaris :

  1. ‘Americanos, vienen a España gordos y sanos,
    viva el tronío de ese gran pueblo con poderío,
    olé Virginia, y Michigan, y viva Texas,
    que no está mal, os recibimos americanos con alegría,
    olé mi madre, olé mi suegra y olé mi tía’
    JAJAJA...
    Esta peli es tremenda. Y eso de montar una peli al servicio de una folclórica y que saliera esto, una genialidad...
    Pero Josep, como blogger nuestro que eres nos debes una explicación (no sé cuál)... y esa explicación...
    Un abrazo.

    ResponElimina
  2. Ayayayay, David, no me tientes con esa frase-bucle que me engancho y luego no paro, ¿eh? que me conozco, que me conozco, que me conozco.... ;-)

    Un abrazo.

    ResponElimina
  3. Sorprende cómo esta película y todo lo que conlleva pudo pasar la censura, ser nominada al Oscar por primera vez en el caso de una película española, y tocarle las bolas al mismísimo Edward G. Robinson, sin que la censura, torpe, cutre, inculta y analfabeta como el Régimen en su conjunto, no pillaran ni una. Como decía Berlanga, estaban muy ocupados midiendo las faldas de Lolita Sevilla...
    Qué gran momento, y cuánto le debe a "La kermesse heroica" de Feyder.
    Un abrazo

    ResponElimina
  4. jajaja cada vez que la veo no puedo evitar sonreir. Ese tema más que una canción es un himno, diria yo.

    saludos
    Roy

    ResponElimina
  5. ¡Apoyo la moción..! Sí esa de ese chico tan listo que te comenta..¿cómo se llama..? (jiji) :-P
    ¡Explicación nos debes y nos debes explicación..!
    Hay que ver los cómicos bien dirigidos y con un guión inteligente lo que pueden hacer..burlar la censura y todo ..
    Ahora eso sí..¡ qué cutre me parece esa España cañí..! ( y lo digo sin ofender a ver si se me entiende )¿costumbrista?

    Besos.
    P.D. Insisto "falta texto" ;-)

    ResponElimina
  6. La reacción de Robinson en Cannes al ver en la acequia la bandera de su país no me sorprende y creo que a tí tampoco, Alfredo, porque ya sabes que los usamericanos, aun estando investigados por el famoso comité, no suelen renegar de su enseña.

    De hecho, creo que más motivos de cabrearse tuvo todo el pueblo español -por la película, digo- que es retratado con bastante sorna y mala leche.

    El apunte de la kermesse me descoloca, salvo que te refieras a la actividad colectiva con un afán, pero en aquella los varones no pintan más que ridículos...

    Un abrazo.

    ResponElimina
  7. Esas coplillas, Roy, efectivamente alcanzan, vista la película, categoría de himno, y redondean el conjunto de forma brillante.

    Un abrazo.

    ResponElimina
  8. La moción se desestima, Milady, porque no estaba en el orden del día: o dicho de otra forma: hoy no toca... ;-)

    (Hay que espabilarse y cerrar comentarios, que la cosa se desmandará el fin de semana, ya lo veo...)

    ;-)

    Esa España, Milady, era una España desesperanzada y desesperada, con un pelín, eso sí, de excesiva confianza en que de fuera nos iban a sacar las castañas del fuego...

    Besos.

    p.d.: viernes, hoy es viernes, viernesssss.....

    ResponElimina
  9. Una película capital,amigo.Americano...a veces la canto cuando veo esas colas larguísimas en los cines de Barcelona cuando se proyecta una película yanki de tiroteos y esas gentes de la cola no han visto el cine de Berlanga,Buñuel,Bardem,etc.
    El grandísimo Pepe Isbert,abuelo de todos nosotros,aquí está que se sale.Magnífico cuando sueña que está dentro de un western y no sabe hablar inglés.Pepe Moran con las castucheras inveridas.Y además,en esta película inaugura el primer parque temático de España y nuestros sueños frustrados de fuentecillas de colores.

    Un abrazo,amigo.

    ResponElimina
  10. Sí lo he cogido ¡ era viernesssss y hoy es SÁBADO ...;-P

    ResponElimina
  11. ¿Qué tendrá esta película que no se uno nunca de visionarla? ¡Y este pasacalles...! El final del plano, con el cojo cerrando el cortejo, es de antología berlanguiana.

    Salucines

    ResponElimina
  12. Mira, Machuca, que yo soy muy creído y ya te estoy viendo tarareando esa coplilla en medio de cualquier cola y me salta la carcajada y vamos a tener un follón, que la gente ésa que apuntas, además, es muy quisquillosa... precisamente porque nadie se ha preocupado de hacerles ver esas maravillosas películas de forma que además de disfrutarlas las entiendan..

    ¿Sabes? a Pepe Morán habría que dedicarle un ciclillo porque aparece en cada joya de la época y siempre dando la figura perfectamente.

    Lo del parque temático no lo había pensado pero me lo apunto...

    Un abrazo.

    ResponElimina
  13. Qué cosas me enseñas, Milady, más raras: todavía recuerdo la promoción televisiva de esa cosa y que me negué en redondo a ir al cine a verla: ya entonces había descubierto a Berlanga y prefería la coña irónica mucho antes que la música gazmoña de los hermanitos Gibb que con ésa empezaron, casi, el fenómeno "disco", pero ése es un tema para tratar con más calma y espacio...

    Besos.

    ResponElimina
  14. Bien lo sabes tú, Fernando: tres guionistas buenísimos, dos directores extraordinarios, un elenco para quitar el hipo y un valor inasequible a las dificultades de la época capaz de reirse de tirios y troyanos, porque la taquilla no era prioritaria...

    Un abrazo.

    ResponElimina
  15. De sobra sabes que lo mio es la maldad o la chinchorreria que dicen por aqui..(jiji)
    Nada más lejos de tus gustos supongo, solo lo supongo a poco que te conozco..
    Pero como "documento" histórico y fenómeno social eso del Travolta es para comentarlo..¡todo el mundo tiene un pasado..!

    Besos, Holmes.Me puesto el sombrero ;-P

    ResponElimina
  16. Le tengo tanto aprecio a esta película (cómo no tenérselo) que, en su día, no sólo me aprendí la canción en cuestión, sino el diálogo de varios pasajes enteros.

    Raúl
    El alma difusa

    ResponElimina
  17. Nos guste o no nos guste, ver este video, como ver la película entera es como mirarse al espejo. Cuandolo veo nouedo evitar pensar en familiares y gente que ya no está. Y que eran tal cual. Viendo esto partece que por un momento resucitasen, y uno no puede evitar hasta emocionarse por un momento. Me alegro mucho de que lo hayas puesto. Un saludo

    ResponElimina
  18. Me parece, Milady, que andas buscando las cosquillas y quizás te caiga un garrotazo pero me contendré porque está feo estropear los sombreritos femeninos, pero mira que traerme a colación esa fiebre saturnina con la presente coplilla sonando es una provocación en toda regla, tú sabes....

    Besos.

    ResponElimina
  19. Lo creo, Raúl, a pie juntillas, porque la coplilla igual la canturreabas vertiendo tu voz en algún oído receptivo y luego rematabas faena con esos diálogos que merecerían, ellos sí, una versión teatral, ahora que está tan de moda llevar a las tablas películas "de fuste" como Grease... y no miro a nadie.... :-)

    Un abrazo.

    ResponElimina
  20. Celebro mucho, Víctor, que esa escena te haya refrescado retazos de memoria y te haya complacido.

    Creo que Berlanga y compañía se fijaron bastante en sus contemporáneos y cariñosamente les metieron todas las puyas que pudieron...

    Un abrazo.

    ResponElimina
  21. ¿Quién no ha tarareado esto en alguna que otra ocasión, compa Josep...? Inevitable. Y la peli, una auténtica obra maestra (que, por cierto, hace tiempo que no veo -si mal no recuerdo, cuando se reemitió en la tele con motivo del cincuenta aniversario de su estreno-); cuestión de, al hilo de esta rememoración, irse planteando echarle una nueva visual...

    Un fuerte abrazo y buena tarde.

    ResponElimina

Los comentarios son lo mejor del blog. ¡Gracias de antemano por tu colaboración!
(Comentarios publicitarios son borrados sin dudarlo.)

Print Friendly and PDF
Related Posts with Thumbnails
Aunque el artículo sea antiguo, puedes dejar tu opinión: se reciben y se leen todas.