Carregant el Bloc...

diumenge, 23 de desembre de 2007

Feliz Navidad, Charlie


A Charlie (John Cusack) le ha tocado el gordo en la vigilia del día de Navidad; Charlie es un Abogado cuyos clientes se mueven usualmente en el mundo del hampa; se asocia con Vic (Billy Bob Thornton) para hurtar, mediante artimañas, la nada despreciable suma de más de dos millones de dólares, que, justamente en Nochebuena, acaban en una bolsa de viaje. El propietario del dinero, Bill (Randy Quaid) es un mafioso que domina los locales de "strippers" de Kansas, y los dos asociados residen en Wichita Falls, con lo que piensan disponer de tiempo necesario para huir con el dinero apropiado.

Pero aparece en escena Roy (Mike Starr), matón al servicio de Bill, provocando el pánico de Charlie, quien acude una y otra vez a los locales de alterne donde alivia su soledad de hombre divorciado.

Con este inicio, Harold Ramis, habitual del género de la comedia, nos presenta una historia enrevesada, a medio camino entre la ironía y la burla de los condicionamientos de la época navideña, y el cine negro puesto al día, sustentado en una novela escrita por Richard Russo, con guión de Robert Benton, a su vez ambos actuando como productores ejecutivos de la película que se llamará La Cosecha de Hielo (The Ice Harvest, 2005), en la que se nos muestran, en la Nochebuena, una serie de acontecimientos que derivarán en un cambio de vida radical para el protagonista, Charlie.

A nuestro protagonista, interpretado con la solvencia habitual de su intérprete, se le complican las cosas, pues apenas recogido el fruto de su argucia, ya vienen a buscarle para pedirle explicaciones; además, se hace cargo de su mejor amigo, Pete (Oliver Platt, secundario de lujo del cine actual, robaescenas en la mejor tradición), quien, totalmente ebrio, le asegura que preferiría irse con él a volver con su esposa, que resulta ser la ex-esposa de Charlie, lo que añade un conflicto más a la aciaga Nochebuena de Charlie, deseoso de emprender viaje de huída de Wichita Falls y emprender nueva vida.

Su deseo es fugarse con la bella Renata (Connie Nielsen), dueña de un local de strippers, que le tiene más que enamorado, embobado, dominado cual títere sin cabeza, aunque Charlie no para quieto un momento.

El guión es estupendo, suscitando, a partir de la base relatada, el interés del espectador que, en las hábiles manos de Ramis, observa entre intrigado y complacido los diversos giros de la acción, con momentos cómicos, momentos de horror físico cercanos al humor negro, y acciones criminales llevadas a cabo como consecuencia lógica de lo que vamos conociendo: una Nochebuena contracorriente, pletórica de traiciones y lealtades, de tipos y mujeres muy bien descritos en cuatro pinceladas, con unos diálogos eficaces, aunque no brillantes, hasta la resolución de la trama, que tiene lugar a la hora y media del inicio, oportunamente mostrada la historia con un tempo regular y un buen montaje, comprobando el espectador que, en tan corto tiempo, se le ha contado una historia navideña inusual, de amores imposibles, de traidores asesinos, de amigos para toda una vida.

Los personajes que deambulan por la historia no son caracteres complejos y tampoco arquetipos del cine negro, aunque toman como modelo hombres y mujeres que ya hemos visto en los clásicos del género; no podría decirse que ninguno de ellos sea lo que eufemísticamente definiríamos como "buena persona", del tipo que abunda en las típicas historias navideñas: todos han cometido alguna que otra falta; y algunos incluso veremos como delinquen, llevados por la situación, pero Ramis no trata en modo alguno de diseccionar conceptos morales: a medio camino de la comedia, las atrocidades que veremos se nos antojan necesarias para conseguir una resolución sino justa, por lo menos acomodaticia: no es una película "seria", ni alberga en su seno ningún "mensaje". Es una historia complicada pero con lógica interna irreprochable, que nos mantiene en nuestra butaca.

Y los intérpretes, del primero al último, están todos perfectos, especialmente Cusack, que aparece casi que en cada fotograma de la película; el resto del elenco, con intervenciones mucho más cortas, casi todos más que secundarios coprotagonistas, aprovecha sus momentos para robar la escena, lo que demuestra, una vez más, que no hay "papeles poco importantes" sino actores que saben o no saben sacar el jugo de una escena: y aquí, todos saben lo que tienen entre manos.

Sin mayor pretensión que la de entretener, Ramis, con la inestimable colaboración de un grupo de intérpretes que demuestran conocer muy bien su oficio, cumple con el objetivo y nos asegura que, después de una Nochebuena, por muy ardua y dura que sea, siempre llega el día de la Navidad, aunque la felicidad de ese día no sea la misma para todos.

TRAILER




6 comentaris :

  1. Tomo nota, Josep, porque con un reparto tan estupendo la película debe valer la pena, y mas si tiene relación con el cine negro, que es uno de mis géneros favoritos. Una muy buena elección para estas fechas.

    ResponElimina
  2. Pues sí; aunque es una elección algo atípica; muy diferente de Que bello es vivir, ciertamente. :-)

    ResponElimina
  3. Película injustamente ninguneada por crítica y público, es una desas pequeñas joyas escondidas que uno ha de rebuscar en la cartelera para poder encontrarlas. Pude verla en el cine, acompañado o más que de mi propia sombra, y disfruté considerablemente de este homenaje al cine negro de toda la vida sin pretensiones postmodernas, al que quizás cabe achacarle cierto confusionismo narrativo en algún momento, algo que por otra parte suele ir aparejado al género. Una buena película. Saludos, felices fiestas y todo lo que va después...

    ResponElimina
  4. ¿Harold Ramis haciendo cine negro...? Pues aunque sólo sea por tan "extraña pareja", ya merece la pena ponerse a la tarea -aparte del reparto, cómo no: esta Alicia está siempre en todo, no se le escapa una...-. Gracias, una vez más, por la recomendación, compa Josep, y ya te contaré llegado el caso...

    Un abrazo enorme (y muy felices fiestas; supongo que ya te las he felicitado antes, pero ya sabes, mejor que sobre que no que falte...).

    ResponElimina
  5. Lo cierto, Marcbranches, es que yo no la vi en el cine; por suerte, existe el dvd que, además, te permite disfrutarla en v.o.
    A veces, uno se lleva sorpresas como ésta, ya que no tenía ni idea de antemano de lo que iba a ver.

    Saludos y felices fiestas.

    ResponElimina
  6. No te arrepentirás, Manuel, de colocarla en tu lista de "deberes"; incluso te diría que hicieras trampa y la colocaras "encima"... :-)

    Felices fiestas y ya sabes: esta noche, sibebesnoconduzcas... :-)

    Un abrazo.

    ResponElimina

Los comentarios son lo mejor del blog. ¡Gracias de antemano por tu colaboración!
(Comentarios publicitarios son borrados sin dudarlo.)

Print Friendly and PDF
Related Posts with Thumbnails
Aunque el artículo sea antiguo, puedes dejar tu opinión: se reciben y se leen todas.