Carregant el Bloc...

dimecres, 29 de gener de 2020

Parásitos




Si uno repasa con cuidado y atención los premios otorgados en los últimos lustros puede llegar a conclusiones que provocan desánimo y desconcierto pero si prestamos atención al detalle, observaremos que hay elementos comunes y uno de ellos es la baja calidad de los guiones en el cine que estamos viendo estrenarse en las pantallas, adoleciendo comúnmente de una especie de desidia o vagancia olvidando que el respetable público ha visto -o ha podido ver- narraciones descabelladas bien urdidas, casi imposibles en la vida real -que en verdad suele ultra pasar largamente la ficción- pero creíbles en el cine por obra y gracia de otros elementos que coadyuvan a sostener una trama, como pueden ser unas buenas actuaciones y una caligrafía cinematográfica bien desarrollada al eje de la película, no otro que el guión.

Seguro que ya lo he apuntado en otra ocasión, pero conviene recordar que los grandes maestros del cine suelen ser muy escrupulosos en cuanto al guión se refiere, aunque sea para obviarlo y modificarlo ajustándolo a sus particulares querencias. Pero nunca -o casi nunca- veremos una gran película con un guión que no esté bien apretado hasta obtener la mayor robustez.

Viene ello a cuento porque acabada de ver la última película de Joon-Ho Bong (que ya conocemos desde que hace años comentamos aquí su ahora refrita Gwoemul, de 2006 ) titulada Gisaengchung (Parásitos) después de haber recibido varios galardones en diversos certámenes, uno mira el poso que ha dejado y se percata que hay muchos agujeros en un guión que uno esperaba fuese mucho mejor pergeñado, no en vano nos hallamos ante un director que suele escribir sus propios guiones, no digo ya los técnicos, sobre el que no hay tacha alguna.

Porque en esta fábula moderna que por su título viene a querer señalar un aprovechamiento de gentes de clase humilde a costa de adinerados personajes no acaba de encajar, por lo menos, en la definición que de parásito nos ofrece la RAE, pues estos personajes que nos presenta Joon-ho puede que sean unos farsantes, pero por lo que vemos, no son siquiera unos timadores: el dinero que obtienen se lo ganan ejerciendo un trabajo para el que no están cualificados, cierto, pero se lo curran: un parásito es el cuñado gorrón que sin mayor mérito que un parentesco impuesto se te bebe el güisqui y se te fuma los habanos, pero no lo seria si te lavara el coche, por poner un ejemplo que nunca va a suceder.

La cuestión es que la trama cojea desde el primer momento, porque se inicia todo con la muestra de confianza que recibe el joven Woo Kim-ki cuando recibe la recomenación de su amigo Min para substituirle como profesor de inglés de la joven Da-Hye Park de la que confiesa estar enamorado y pretender conquistarla en cuanto haya entrado en la Universidad, dejándola en manos de su amigo y confidente porque confía en él, evitando que otros jóvenes ocupen su lugar y traten de llegar, también, al corazón de la adorable jovencita. Inmediatamente veremos cómo esa confianza es traicionada por Woo, lo que dice muy poco de su fiabilidad como amigo y de la fortaleza de su palabra.

A partir de ahí, la inclusión del resto de la familia Kim-ki en el entorno de la familia adinerada, los Park, se desarrolla de una forma que requiere hagamos la vista gorda porque precisamente mucho ingenio no hay en la trama, desestimando cualquier atisbo de profundidad y dejando en pantalla una historieta que se aguanta menos de una hora y a partir de la mitad del metraje, casi dos horas y cuarto, las sorpresas van surgiendo pero de una forma abrupta, muy poco creíble, forzadas, a pesar que Joon-Ho sabe mover la cámara con energía y mantiene la acción con cierta dosis de suspense por saber cómo va a acabar todo, hasta llegar a un final precipitado como pollo descabezado, sin aprovechar la presentación de las enormes diferencias sociales entre los personajes (muy buena, en ese sentido, la larga secuencia del descenso a los húmedos infiernos) que apenas sirve de anécdota pues los apuntes verbales de unas confidencias maritales intervenidas y algún gesto se mantienen en una levedad injustificable y sorprendente en un director que en otras ocasiones ha dado buenos palos a la sociedad (la citada Gwoemul y también, por ejemplo, Salinui chueok [Crónica de un asesino en serie] a comentar en algún momento) y en esta ocasión que parece más propicia nos ofrece una película que adolece de comodidad como si no quisiera servir a cuestión tan actual como es el abismo entre clases sociales, dando la sensación que empezó con unas ideas y por el camino, vaya usted a saber porqué, las fué abandonando en la cuneta.

Una lástima, porque el grupo de intérpretes que maneja, encabezados por el imprescindible Song Kang-Ho que una vez más demuestra dominio de la situación y adaptación al personaje modélica, todos, digo, están perfectos en sus roles, del primero al último, y es de reconocer que la labor de Joon-Ho Bong como director es eficacísima resolviendo todas las escenas con fuerza, brillantez y elegancia y manteniendo el ritmo visual dentro de unas localizaciones angostas, trabajando a conciencia el significado de las escaleras y los niveles en que residen cada uno de los personajes que iremos descubriendo.

Con la misma idea, con el mismo guión pero mejor trabado y dándole más fuerza, nos hallaríamos sin duda ante otra muestra más de un cine coreano que siempre hay que ver porque aún siendo perfectible, como es el caso, nos ofrece ideas mucho más novedosas que lo que nos llega del otro lado el Atlántico.

Recomendable para los cinéfilos recalcitrantes que podrán decir luego si les ha gustado mucho o poco pero que ciertamente no quedarán indiferentes porque sus elementos de interés son varios y diversos.




16 comentaris :

  1. Luego de leer tu sesuda argumentación con respecto a la falta de verosimilitud de ese guión ¿Crees que perderé mi tiempo si la llego a ver?

    ResponSuprimeix
    Respostes
    1. Tanto como pérdida de tiempo no, Alí, pero desde luego si esperas ver satisfechas tus expectativas en base a la publicidad y los premios que le van dando, quedarás un pelín defraudado, como yo mismo.
      Un abrazo.

      Suprimeix
  2. BUUUFFFFF!!! Aviso para los que lean el comentario SE DESTRIPAN TRAMAS, GIROS, SPOILERS y TODO ESO. Así que si no la has visto, no leas.


    Totalmente en desacuerdo, Josep. De lo mejorcito que vi el año pasado. No solo por el aspecto visual como el que señalas, sino porque tiene un guión estupendo. Joder, Josep..." como si no quisiera servir a cuestión tan actual como es el abismo entre clases sociales". Pero si la película es todo el tiempo eso. Después de ver la inundación en la casa de la familia pobre y lo poco que les afecta a la rica, que él como chófer tenga que escuchar "Qué bien vienen estas lluvias que limpian la ciudad"... ¿Qué más quieres?
    Yo creo que es una película impresionante. Muy buena. Verosimilitud... Bueno, tampoco los indios matan a los caballos en la diligencia, ni E.T sale volando al principio cuando le persiguen los del Gobierno como me dijo un amigo con el que fui a verla hace nada ni... Que da lo mismo.
    A mí me llegó mucho. Cosas como las del olor... la puñalada final al ver ese gesto de mal olor hacia otro de la misma clase que él y que estaba trabando de matarles.
    Mira... A mí el final sangriento casi me sobraba un poco. Vamos, que me lo veía venir en parte... Para mí, si la película hubiese acabado con la frase entre el padre y el hijo cuando están en el ¿era un gimnasio, un polideportivo? refugiados después de la inundación y le dice al chaval ¿Para qué vas a hacer planes? Una frase brutal...
    De este hombre había visto la del tren...porras, no recuerdo el nombre...vale, Snowpiercer... esa sí era un guión más "increíble" de no creer...pero al final era lo mismo. Las diferencias entre las clases de arriba y las de abajo. Después de ver este, busqué la vida del director pensando si es que venía de una clase baja (no es el caso) y había subido hasta arriba y ahora se dedicaba a comentar esa situación.
    La vi hace ya un tiempo (justo una semana antes de la de Puñales por la espalda)... y me pareció un peliculón. Vamos, creo que fui injusto con la americana porque la coreana me pareció (y me sigue pareciendo) mucho mejor película. El guión de Parasitos (y aquí podrías haber hablado de que la traducción del título igual no es tan precisa...porque en inglés no es parásitos) me parece incluso más cerrado y preciso que el de la otra.
    Parásitos no son, desde mi punto de vista, la familia que llega a la casa con falsos credenciales, ni los otros...
    En fin...que en este caso disiento y creo que no hemos visto la misma película, o no la has apreciado en su justa medida (o de la forma en que la aprecié yo, vamos).
    Igual te han perjudicado las expectativas...premios, que te dijeran que era muy buena, etc... Esas cosas pasan. A lo mejor, si la hubieses visto sin saber nada de sus premios ni todo los elogios que arrastra, la habrías apreciado más (o no; no sé.... Aunque estoy leyendo tu respuesto a Alí y creo que...mira, igual te ha pasado justo eso).
    A mí me parece muy muy buena. La peli que más me gustó del año pasado (la primera que más me gustó en realidad fue "De tal padre, tal hijo", pero no era de 2019 ni la vi en cine... ¡Y ojo! Ese fin de semana me vi también Still Walking, Nuestra hermana pequeña y Después de la tormenta y me parecieron tan buenas como la primera que digo. Por eso fui a ver "La verdad" del mismo director esperando un peliculón y... salí bastante decepcionado.
    Mmmm... una pena que no te llegara la peli.
    Un abrazo!

    ResponSuprimeix
    Respostes
    1. Buenas, David:
      Es cierto que con toda la parafernalia mercadotécnica que la acompaña, la película me ha decepcionado porque, habaiendo visto las dos que cito, esperaba mucho más de su director y guionista. De hecho, más del guionista, porque de su labor como director como habrás leído, no tengo queja alguna.
      El guión, sinceramente, me parece para gentes de buena fe, capaces de creerse que la intromisión de esos pájaros en esa jaula de oro puede ocurrir en la realidad. Nada más lejos de la verdad. Los ricos, los millonarios, jamás, ni excepcionalmente, caerán en esas argucias infantiles, entre otras cosas, porque para llegar a ser millonario hay que dominar y muy bien el arte del engaño: los ricos no suelen ser buena gente, por mucho que la mercadotecnia nos los presente como héroes capaces de donar sus ganancias en beneficio de los pobres. Tienes edad y cultura bastante como para saber cuan cierta es la frase: antes que un rico entre en los cielos un camello pasará por el ojo de la aguja.
      Así que esa intromisión en la familia Park me parece una fantasía absoluta y falta de lógica y si pretende denunciar la enorme diferencia de clases sociales, le ha faltado darle la vuelta y demostrar claramente de qué pasta están hechos esos triunfadores de este siglo XXI y cómo no se arredran ni un instante a enriquecerse a costa de quien sea. ¿De verdad crees que esa familia Park, tiene tantos remilgos a la hora de deshacerse de un chófer o una ama de llaves?¿Y que va a met en su casa a un verdader desconocido, recomendado por otro desconocido? Eres de buena fe, sin duda, porque eso no pasaría ni en mil años.
      No soy quien para enmendar la plana, pero ¿no te parece que sería un buen punto que la familia Park fuesen los dueños arrendadores del semisótano en que viven toda la familia de farsantes de medio pelo?
      Mira lo que te digo: a pesar que las comparaciones son odiosas, está claro que hay más maldad en el personaje de Fred Mc Murray en El apartamento (1960) y no es ni la mitad de lo que debería ser el personaje del Sr. Park en esta película: a más dinero, más hidepu.
      Esperaba una denuncia alegórica mucho más consistente por parte de Joon-Ho, máxime cuando me estrené en su cinematografía con su alegoría ecologista en la que no dejaba títere con cabeza.
      Esta, me ha parecido un quería y no me han dejado o no me he atrevido. Porque saber, sí sabe.
      Un abrazo.

      Suprimeix
  3. Viendo que aquí hay polémica servida volveré cuando la vea. Si gana premios la sacarán en DVD rapidito...y alguno me la pasará y en entonces volveré con argumentos como es debido. Saludos

    ResponSuprimeix
    Respostes
    1. Jajaja.... aquí nos encontrarás, Víctor, aguardando tus impresiones.
      Un abrazo.

      Suprimeix
  4. Huy... Polémica interesante... Volveré que decía aquel, cuando la haya visto.
    Una de ricos malisimos y de pobres buenos pero ¿listillos?... ¿Qué puede salir mal? 😉😁
    Me falta vida, amigos. Pero bien vale la pena.

    Besos, abrazos y saludos. Milady

    ResponSuprimeix
    Respostes
    1. Supongo, querida Milady, que aseguras te falta vida para ver todas esas películas además de todo lo que te hayas propuesto. esperaremos tranquilamente para saber de tus impresiones, claro.
      Besos.

      Suprimeix
  5. Por cierto, hoy es el día de la marmota 2 del mes 2 del 2020...
    Por lo visto Phill (o como se llame el bichito) ha salido de su jaula, que no sé si es que se acorta o se alarga el invierno. 😉

    ResponSuprimeix
    Respostes
    1. Por allí no se, pero aquí, parece que va subiendo la temperatura...

      Suprimeix
  6. De esta película no te puedo decir nada porque no la he visto. Pero gracias por ilustrarme. Lo que si te vengo a dicir es que acabo de comentar en tu entrada ÑOÑA acerca de la peli Jersey Boys

    ResponSuprimeix
    Respostes
    1. Si acaso la ves algún día, ya nos contarás, Alí. De la otra, cumplida respuesta en su sitio.
      Un abrazo.

      Suprimeix
  7. Otra que tacho de mi lista de pendientes.
    Me ha parecido una propuesta original, interesantisima por las capas y lecturas, y en lo visual impecable.
    Esa lluvia, esas calles..en algún momento me ha recordado a Blade Runner.

    Es cierto que parece inverosímil ( que lo es) pero no olvidemos que es ficción y tras esto te pueden contar lo que quieran.
    En su aparente ingenuidad o dejadez más bien, la familia rica, insensible a todo lo que no sea su estilo de vida, ella obsesionada con el niño,él indiferente, solo quiere solucionar la incomodidad que le supone lidiar con su familia, delegando en una mujer bastante tonta... Lo del olor es sintomático y dice mucho, como viajar en metro. O vivir en un sótano con las ventanas a un callejón donde defecan los borrachos..

    Y luego esos pobres listillos... Hacen bueno aquello de "lo que hay que trabajar para vivir sin trabajar o sin trabajo " que parece un trabalenguas pero ya me entiendes.

    Terrible, brutal metáfora esas escaleras, ese zulo.. de caer tan bajo, de la imposibilidad de saltarse las reglas en un mundo injusto.
    Podrá ser increíble Josep, pero mantiene el interés hasta el sangriento final. Todo muy loco.

    Pero conste en acta : tus argumentos son de peso. En parte te doy la razón. Llegar a rico no es fácil y para mantenerse en el piso 27 hay que tener o no tener escrúpulos como Sheldrik en El Apartamento. Pero me pasa que también creo en lo que expone David para defender la película que tanto le ha impresionado. Debe ser por eso del gusto, la sensibilidad personal y la mirada de cada cual. Tampoco creo que sea la mejor que he visto pero sí me ha gustado. No es un cine que vea habitualmente.

    Lo de los premios, me da igual, ya, sabemos que no suelen hacer justicia. Había otras que también lo merecían. Ya lo decía.. ¿Douglas era?.. "todas las pelis y sus actores tendrían que representar la misma historia y a ver quien lo hacía mejor". Vamos que no es comparable. Y menos teniendo en cuenta quien vota. O quien hace la mejor campaña. Pero ese es otro tema.

    Besos. Milady

    ResponSuprimeix
    Respostes
    1. Muchas gracias, Milady, una vez más, por usar esta tu casa para explicar tus sensaciones respecto a la película que entre todos vamos comentando. Ya has leído, imagino, mi respuesta a David, así que mis objeciones las conoces: sin embargo, veo que coincidimos mucho en la observación de esos detalles físicos tan bien cuidados por el director, esa fisicidad urbanística que declara perfectamente las situaciones vitales. Lástima de guión.
      Lo de los premios, ya se sabe; y cada vez más influencia tienen factores ajenos a lo que debería primar, que es el cine. Pero es lo que hay y sabiéndolo, poco o nada nos van a influir, querida.
      Besos.

      Suprimeix
  8. Ya la vi. Tiene un momento escalofriante a propósito de intentar no perder la dignidad aún cuando se es consciente de estar perdiéndola:
    Toda la familia cena en el salón en ausencia de los dueños y aquello no tarda en convertirse en una pocilga. La madre dice algo así como somos como cucarachas que huyen cuando se enciende la luz. Y el padre consciente de lo veraz pero a la vez humillante como seres humanos, a punto está de degollar a su mujer. Tremendo. Anticipa además el final. Con su mujer se frena, con el otro no. Cuestión de orgullo.
    La película me parece bien, pero no una maravilla. Algunas ideas ricos/pobres son muy esquematicas y se subrayan en exceso.
    Aún así la película no me deja para nada indiferente. Un abrazo

    ResponSuprimeix
    Respostes
    1. Quizás me hubiera sentido más proclive a admitir bonanzas en esta película sino se hubiera desatado la campaña mercadotécnica que pretendía hacernos creer que estábamos ante una maravilla y ello lleva consigo, de mi parte, un recelo que me hace aumentar la distancia mucho. Para mí, olvidable, sin ganas de volver a repetir la experiencia.
      un abrazo.

      Suprimeix

Los comentarios son lo mejor del blog. ¡Gracias de antemano por tu colaboración!
(Comentarios publicitarios son borrados sin dudarlo.)

Print Friendly and PDF
Related Posts with Thumbnails
Aunque el artículo sea antiguo, puedes dejar tu opinión: se reciben y se leen todas.