Carregant el Bloc...

diumenge, 7 d’octubre de 2007

R & B

Lo malo de ser un cinéfilo de medio pelo es que se te escapan muchas películas en su estreno y te pierdes la oportunidad de verlas donde se debe, es decir, en la gran pantalla, a oscuras, y con el sonido a tope.

Un buen día, o mejor, una buena noche, me topé de sopetón, en la tele, con la siguiente escena:



Uno, que de cine entiende poco y de música algo menos, se quedó pasmado al iniciarse la secuencia, pensando: otro musical aburrido con una imitadora de la gran Aretha Franklin , La Reina del Soul, cuya voz y modo de cantar este comentarista ya conocía de hace años, que una cosa es entender poco y otra olvidarse de una voz única; poco a poco, acabé de comprender que era la mismísima Aretha Franklin (con unos kilillos de más de las fotos de sus álbumes de mi estantería) la que veía en la película, lo que me sacó de mi amodorramiento, convirtiendo una apatía en jubiloso ánimo.

¿Una película con Aretha?

Casi sin haber podido sobreponerme de mi asombro, apenas una escena después, me encuentro con esta otra:



El mismísimo Ray Charles, de vendedor de instrumentos musicales usados, poniendo a bailar a todo el vecindario.

¡Pero esto que es! me pregunté, atónito.

Eso era, eso es, una película musical atípica, donde uno puede disfrutar (como un poseso) de las actuaciones de grandes mitos del R & B, para los profanos o jóvenes (padawanes o no), la mezcla del Ritmo y el Blues, exponentes de la música afroamericana más genuina, con aires de Gospel, Soul y Jazz.

Granujas a Todo Ritmo (The Blues Brothers, 1980), nació de la pasión que por esa clase de música sentía -y siente- Dan Aykroyd, que se la comunicó a su colega John Belushi (tristemente fallecido por sobredosis a la temprana edad de 33 años), quien era un ferviente seguidor del heavy metal; ambos, actuando en el célebre Saturday Night Live , compusieron una pareja de ficticios hermanos que cantaban canciones de R & B, famosísimas pocos años antes.

Dan Aykroyd escribió un guión de más de trescientas páginas, que luego, el director John Landis , con experiencia como guionista, redujo a poco más de ciento veinte páginas.

La historia nos cuenta las andanzas de los Blues Brothers, Jake y Elwood Blues, en su intento de recaudar 5.000 $ para salvar el orfelinato donde pasaron su infancia.

La película es una extraña y divertida mezcolanza, con escenas burlescas de todo tipo, desde el inicio hasta el final; los protagonistas se mueven buscando rehacer su antigua banda de blues, al tiempo que van haciendo enemigos a cada paso, dando lugar a espectaculares persecuciones de coches, con grandes, enormes, increíbles, estropicios por doquier.

La inspiración de rehacer la banda le cae del cielo a Jake, al oir una soberbia pregaria en una iglesia, con un pastor muy convincente:



En este primer número musical, uno ya empieza a disfrutar y a tener idea de lo que va a divertirse, comprobando lo bien que se lo pasan los feligreses con los sermones de James Brown

{Un inciso: Si este comentarista hubiera visto la película desde el principio, como debe hacerse (y sin anuncios de por medio), hubiera reconocido inmediatamente a Aretha Franklin. No por nada, sólo para que conste.}

Claro que, salir de la iglesia y pasearse por las calles de Chicago y encontrarse con un mercadillo amenizado por músicos callejeros como éste:



Nada menos que una leyenda del blues, John Lee Hooker , cantando su archiconocido tema Boom Boom; eso ya sí que son pistas mayores de qué va la historia.

Una película fruto de la pasión por la música, exponente immarcesible del sonido que dominó buena parte de los 60 y 70, un musical donde la música se integra en la acción de forma diferente, ya que, salvo la escena de Aretha, ninguna otra es la típica expresión cantada de los sentimientos del personaje, al modo usual: aquí, la música interviene porque nos movemos en el mundo del blues auténtico de Chicago, y todas las canciones son "actuaciones", permitendo a todos los aficionados disfrutar, en vivo y en directo unos artistas incomensurables.

Bueno, en vivo y en directo no, porque, claro, esto es cine, y se graba la canción y se hace "playback" para que suene mejor; lo que, según cuenta John Landis en el dvd del 25º aniversario de la película (muy recomendable, pues contiene como extra la versión "extendida" de la película), no hubo forma que ni Brown ni Franklin realizaran un perfecto "playback" ya que, como todos saben (bueno todos no, pero casi todos), es norma de la casa que los grandes cantantes improvisan fraseos y ritmos en cada interpretación, lo que hace imposible la práctica nefanda del "playback", hoy tan habitual, incluso en conciertos en "riguroso directo" (vivir para ver: la tecnología al servicio de la mediocridad)

Después de haberse cruzado nuestros protagonistas con toda serie de dificultades para reunir la banda de músicos, despertando iras varias, incluyendo al Partido Nazi Norteamericano, inician su nuevo rodaje así:



La verdad es que la película es divertida: engancha; por lo menos, a quien deguste con fruición la música que contiene; no en vano fue un éxito total y sirvió para relanzar las carreras musicales de quienes en ella aparecen, así como para dar a conocer a un nuevo público unas canciones que habían caído de las comercialmente manipuladas listas de canciones radiofónicas, suscitando un nuevo interés, que todavía perdura, pues la banda de los Blues Brothers, aún sin sus cantantes primigenios, sigue ofreciendo conciertos.

Puede que este comentario (post, dicen) me haya salido demasiado extenso por la acumulación de videos; conste que me quedo con las ganas de colgar alguno más; a quien lo considere excesivo, pido perdón y comprensión por el entusiasmo; a quien le parezca poco, busque en "you tube" el resto, que seguro que los disfrutará.

Y si hay disponibilidad, nada mejor que hacerse con el dvd referido, una gozada.

OTROSÍ: Atendiendo las indirectas peticiones de la audiencia y a modo de penitencia, ahí van:
La actuación de Cab Calloway para entretener al público expectante:



Y los Blues Brothers en directo:





9 comentaris :

  1. Tirón de orejas, Josep, ya te has quedado sin los perritos piloto por no haber reconocido a la grandísima Aretha ni haber visto antes Granujas a todo ritmo. La película ha envejecido un poco mal en todo lo que es persecuciones de coches, destrucciones masivas y todo eso, pero sigue intacta en los perfectos números musicales de James Brown, Ray Charles, Aretha Franklin, Cab Calloway o Johnny Lee Hooker, por no hablar del impagable look de los hermanos Blues, y -sobre todo- por ese glorioso Everybody needs somebody

    ResponElimina
  2. Ya me esperaba yo una cosa así.
    Ya sabía que tenía que disimular algo.
    En fin, a modo de penitencia, insertadas quedan las actuaciones del bueno de Cab Calloway y, a petición, el Everyboy Needs Somebody.

    Lo cierto es que las persecuciones "chocan" o "chirrían", pero no dejan de haber sido una buena muestra de acción; lo que pasa es que no encajan con el tono humorístico de la película.

    Saludos.

    ResponElimina
  3. Vaya, vaya, amigo Josep, hoy, precisamente, que tenía previsto publicar un metablog sobre gadgets multimedia, me encuentro con tal profusión de inserciones "youtuberas" en tu última reseña, que me voy a tener que replantear un pelín el contenido (para no ser demasiado ácido sobre el particular). La peli en cuestión no la conozco (he de reconocer, además, mi supina ignorancia en materia R&B -de otros géneros y estilos, mejor no hablo...-), pero sí que te puedo asegurar que esa versión del Everybody... me parece de lo más estimulante que se haya hecho nunca para la gran pantalla.

    Lamento muchísimo no frecuentar más esta siempre tan acogedora "cibercasa", pero andamos como andamos...

    Un abrazo.

    ResponElimina
  4. Amigo Manuel: Por mí no te cortes un pelo en tus opiniones, faltaría más.
    Tampoco me arrepiento de haber colocado tantos enlaces; me pasa como a los protagonistas: oigo empezar una canción, y se me van los pies; y he querido compartirlo con mis lectores, ahorrándoles el trabajo de buscar.
    ¿De verdad no te levantas y te pones a brincar nada más oir a cualquiera de esos genios del R&B?
    Precisamente, para mí, la mayor virtud de la película es lo bien que traslada al espectador el gozo de la música: fíjate que los protagonistas no pueden resistirse, en ninguna ocasión, al ritmo.
    Recibe una cariñosa amonestación por no haber visto todavía la película, 27 años después de su estreno.
    Si la ves, seguro que te levanta el ánimo.
    Saludos.

    ResponElimina
  5. Hola Josep, la verdad que me gustan tus reseña porque le pones mucha pasión al asunto lo que para mi siempre es importante. En cuanto a este film me gusta por lo musical y todas las figuras que aparecen. Saludos!

    ResponElimina
  6. Lo cierto es que, en este caso, se aúnan dos pasiones: la del cine y la de la música, así que celebro haber sido capaz de trasladarlas a la palabra.
    Gracias.

    ResponElimina
  7. Lo bueno, buenisimo de entrar en tu blog es que te lleva a "rebuscar" y la senda ( que no es tenebrosa ) te regala entradas como ésta, para mi inédita ( la pelicula la conozco pero no la recuerdo mucho )la música sí. ¡ R&B.. para mi es el tipo de música que me levanta de la silla !..Aretha, Ray, James Brown The blues brothers ¡ qué panda ! Muchos y buenos videos para una mañana dominguera..¡ ya estoy bailando !
    Aqui si se podria decir aquello " alegramé el dia..."la vida, diria yo , pero de buen rollo y sin más...ja ja
    Un beso " a todo gas " :-)) Milady

    ResponElimina
  8. Ah y qué conste que conozco los temas porque tengo los cds ... los videos están cancelados en youtube...¬¬

    ResponElimina
  9. Ya ves, Milady, que no hay forma: te diré que esos vídeos los he recolocado en tres ocasiones y, francamente, me doy por vencido; a medias, porque un día u otro acabaré por lanzarles una maldición y me quedaré más tranquilo... :-)

    La película bien vale verla en una mañana festiva porque no deja de ser un vídeo clip que contiene números musicales de primerísima calidad y todos dotados de un humor excelente.

    Me alegra mucho que te satisfaga pasearte por aquí.

    Besos.

    ResponElimina

Los comentarios son lo mejor del blog. ¡Gracias de antemano por tu colaboración!
(Comentarios publicitarios son borrados sin dudarlo.)

Print Friendly and PDF
Related Posts with Thumbnails
Aunque el artículo sea antiguo, puedes dejar tu opinión: se reciben y se leen todas.